lunes, 13 de abril de 2015

Rehabilitación energética en A Capela - A Coruña 2014

Este es un ejemplo de rehabilitación de vivienda unifamiliar. El primer enfoque del proyecto era una rehabilitación energética pero después de analizar los problemas que tenía  la vivienda derivó en una rehabilitación integral. El reto es la transformación en una casa funcional y de mínimo consumo.


La vivienda original  de los años 70 tenía muchos problemas. Los dueños nos cuentan que es imposible utilizarla debido a que es muy difícil alcanzar una buena temperatura aún poniendo la caldera a funcionar durante varios días previos.


Cuando hacemos catas en los muros comprobamos que no existe el aislamiento. Las ventanas son de mala calidad y las cajas de las persianas dejan pasar más aire del necesario para la renovación de aire interior de la vivienda.


También tenemos otros problemas de accesibilidad, no había manera de entrar en la casa sin subir escalones, tampoco existía ninguna escalera que conectase la planta inferior con la superior por dentro de la vivienda.
El inmueble tiene muchos espacios pequeños y ninguno grande y los baños no están adaptados para una persona de movilidad reducida.


Otras patologías que sufre el edificio debido a su mala calidad constructiva son el deterioro de partes de la estructura como este forjado.



O esta viga donde la armadura de hierro está muy deteriorada.



Las actuaciones que hemos realizado resolvieron todos los problemas que se planteaban.

La solución para alcanzar el confort térmico y reducir el consumo de energía se resuelve aislando las paredes por fuera con de 6 cm de aislante, solucionando así todos los puentes térmicos. Colocación de aislamiento en el suelo de planta baja y en bajo cubierta. 


Eliminación de vuelos y aleros de cubierta para eliminar puentes térmicos donde era necesario. Sustitución de ventanas por unas de mayor calidad con rotura de puente térmico y re-dimensionado y re-colocación de las mismas. 


También se solucionaron los problemas de accesibilidad de la vivienda, construyendo una rampa de acceso a planta primera y una nueva escalera para comunicar la planta baja y la primera. Los baños se han adaptado para personas de movilidad reducida. En planta alta se han re-distribuido los espacios para adaptarlos a las nuevas necesidades.La planta baja se reformó para ser parte de la casa.


El resultado es una vivienda de muy bajo consumo, atractiva, confortable y adaptada a las nuevas necesidades de la propiedad con tres generaciones conviviendo en total armonía.

No hay comentarios:

Publicar un comentario